Ultrasonidos para mejorar la calidad del pan


NanoBAK2 es el nombre de un proyecto de investigación que tiene como objetivo mejorar la calidad del pan. Los expertos han desarrollado unas cámaras de humidificación que a diferencia de las convencionales, funcionan con una tecnología de ultrasonidos, con ello se logra evitar el cambio de estado del agua y una correcta fermentación con los niveles de humedad adecuados.

pan

Una de las complicaciones que surgen en la elaboración del pan es una corteza demasiado blanda o excesivamente dura, algo que no tiene que ver únicamente con el exceso o falta de vapor en el horneado, también es muy importante la fermentación y la humedad que tiene la masa. Por tanto, la humedad juega un papel muy importante a la hora de hacer un buen pan, y por eso se ha investigado y desarrollado una innovadora tecnología que ayudará a elaborar pan de calidad y en su punto, tanto a nivel industrial como artesanal.

Los ingredientes del pan son simples, agua, harina, levadura y sal, sin embargo, el proceso es más complejo de lo que parece y una de las etapas claves que permitirán elaborar un pan de calidad es la fermentación. Para ello se ha desarrollado una tecnología que funciona con ultrasonidos generados mecánicamente, es decir, no es necesario provocar un cambio de estado del agua de líquido a gaseoso como ocurre en las cámaras convencionales para crear vapor, con el sistema de ultrasonidos mecánico se provoca que desde la superficie del agua se expulsen minúsculas gotas que se mezclan con el aire creando un efecto aerosol.

Los expertos del proyecto NanoBAK2 respaldado por la Comisión Europea e integrado en el 7º Programa Marco de Investigación, explican que en una cámara de fermentación tradicional la humedad del aire es menor, por lo que la masa que contiene exceso de humedad tiende a liberarla, esto provoca que se forme una especie de piel, como si se separase la miga de la corteza. En cambio, con una cámara de humidificación por el sistema de ultrasonidos desarrollado por los expertos, se logra obtener una alta tasa de humedad sustancialmente idéntica a la presente en la propia masa que está fermentando, con ello se consigue que la superficie de la masa no se reseque y se pueda crear esa “piel del pan”.

Fuente: gastronomiaycia.com.

Acerca de Eduardo Vivas (263 Artículos)
Somos el medio de comunicación en español de la Actualidad Gastronómica de la ciudad de Miami

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: